Artículo: Créditos Hipotecarios suben hasta 14% por efecto de crisis social para monto de 4.000 UF

/blog/Noticias
2020-01-09

El gerente general de Enlace Inmobiliario, Sergio Barros, explica que para quienes mantienen préstamos hipotecarios tomados cinco años atrás, "pueden acercarse a su mismo banco o llevarse su crédito a otra entidad financiera donde aún se mantienen las tasas en promedio del 3%, lo que puede significar un ahorro importante en el plazo total de la deuda".

COMPARANDO PRODUCTOS
Una de las variables que no quedó fuera de los efectos de la crisis social son los créditos hipotecarios y las tasas de interés asociadas, las cuales anotan una abrupta subida desde el 18 de octubre debido al mayor riesgo e incertidumbre que existen respecto de la economía del país.

En un ejercicio realizado por la plataforma online Compara, en el que se evaluaron 10 entidades financieras, se logró evidenciar que hasta en un 14% aumentó el valor final de los dividendos de estos préstamos entre el 16 de octubre y mediados de diciembre para un monto de 4.000 UF a 20 años (ver infografía).

Antes del estallido social, las tasas de interés para este instrumento fluctuaban entre 2,25% y 3,53%, las que actualmente se encuentran en torno al 3,14% y 4,2%. Por ejemplo, para la compra de una vivienda de 5.000 UF, con un pie del 20% y un plazo de 20 años, la tasa promedio era de 2,72% el 16 de octubre, mientras que al 9 de diciembre estaba en 3,69%, lo que implica un aumento en el dividendo total de 0,97 UF para esta operación.

Desde la banca precisan que la variable más importante a considerar en la solicitud de un crédito hipotecario es la tasa de interés, la cual se refleja como un indicador de riesgo en la situación actual. Previo al 18 de octubre había una coincidencia generalizada sobre la solidez económica del país, la que luego se derrumbó, aumentando la incertidumbre y la desconfianza financiera. Lo anterior se traduce en qué si bien los bancos siguen prestando dinero, lo hacen a tasas más altas, es decir, con un mayor costo para el deudor.

Alfredo Achondo, gerente de Finanzas de Compara, coincide con el anterior diagnóstico: "Pese a que la Tasa de Política Monetaria fijada por el Banco Central sigue en 1,75%, la mayor sensación de riesgo e incertidumbre en el país ha generado un aumento en la tasa de los créditos hipotecarios".

El ajuste al alza de los últimos dos meses ha sido generalizado en el sector, independiente del monto a solicitar. De las entidades financieras consideradas por la plataforma, se observa que para un préstamo de 2.000 UF a 20 años, la tasa al 9 de diciembre variaba entre 3,14% y 4,2%, esto es casi un punto porcentual más que en octubre, donde fluctuaba entre 2,3% y 3,53%.

Expertos precisan que -en la mayoría de los casos- si se solicita el crédito en un menor plazo, más baja va a ser la tasa de interés que se dará. Pero, lógicamente, el dividendo será más alto, ya que el monto final de este debe ser pagado en menos tiempo.

Pese al aumento, aún se RECOMIENDA COMPRAR A pesar de que las tasas de interés no están en el mínimo histórico que alcanzaron hace dos meses, estas siguen siendo bajas en el global, por lo que los expertos catalogan como un buen momento para solicitar un crédito hipotecario. En los últimos 10 años, esta variable promedió sobre el 4% de interés anual para créditos a 20 o 30 años plazo, por lo que el actual 3,7%, más una negociación propia del interesado con la institución, pueden dar una fórmula atractiva para la compra.

¿Entérate cómo te evaluará el Banco?
Obtén tu pre aprobación en línea aquí, puedes evaluarte hasta con 4 instituciones bancarias simultáneamente

Sin embargo, las tasas de interés no son los únicos puntos a tener en cuenta al momento de evaluar un crédito hipotecario. Expertos señalan que los seguros asociados, los gastos operacionales y que la deuda mensual no vaya a superar entre 25% y 30% del ingreso del solicitante o del hogar -en caso de aunar rentas- son factores que no siempre se ponderan al momento de evaluar este endeudamiento y que finalmente determinan el monto final del crédito.

Achondo explica qué para refinanciar, generalmente es mejor hacerlo con un crédito nuevo que uno donde quedan pocos años por pagar, "ya que al principio se amortiza más interés que capital, además de evaluar cuánto bajaría efectivamente el dividendo".

Fuente: Enlaceinmobiliario.cl