Artículo: Te enseñamos los 5 trucos para combatir la humedad en los muros

2019-07-04

Además, en muchas ocasiones la humedad se asocia al moho, algo que tampoco sería bueno para nuestra salud. Sin duda es un problema a erradicar. A continuación, te damos algunos trucos para eliminar el olor de humedad en casa.

Encuentra la fuente del olor

Lo primero y más importante, antes incluso de poner solución al olor, es buscar el origen de ese olor. El olor a humedad no va a desaparecer por muchos ambientadores que uses. Puede venir por filtraciones, grietas en la fachada o fugas en grifos y tuberías. Puede venir de goteras en el techo, si vives en el último piso, y todo ello debe ser solucionado.

Ten en cuenta que estas acumulaciones de agua son lugares idóneos para que el moho y los hongos se desarrollen. Por lo tanto, antes de ponernos a acabar con el olor residual, será necesario revisar los problemas a los que nos enfrentamos; ya que, si no lo hacemos, además de que el olor volverá, podríamos encontrarnos con problemas mayores en el futuro.

1. Terminar con el olor a humedad con carbón activo

El carbón es muy interesante para acabar con el olor a humedad.  Absorbe muchísimo los olores, por lo que puedes colocar un recipiente pequeño con carbón activo en la zona a eliminar el olor a humedad y dejarlo allí durante unos días. Verás como a medida que pasan las horas, el olor de la estancia cambiará por completo tornándose más neutro. No es difícil encontrar carbón activo, pero ten cuidado, pues mancha muchísimo.

2. El bicarbonato de sodio para acabar con el olor a humedad

Otro de los grandes trucos para acabar con el olor a humedad es usar bicarbonato de sodio. Es una de las opciones más económicas, sin duda. Tan sólo tienes que colocar un recipiente con bicarbonato de sodio en el lugar en el que notes el olor a humedad. Unos días será más que suficiente para limpiar la zona de todo rastro. El bicarbonato se encargará de absorber la humedad y neutralizará el olor.

3. Quitar el olor de humedad con vinagre y limón

Son dos ingredientes muy fáciles de conseguir, todos tenemos en casa. Mezclando a partes iguales en un recipiente vinagre blanco de limpieza y limón podrás acabar con el olor a humedad. Si el olor que desprende te parece demasiado fuerte, puedes añadir un poco de agua para rebajarlo.

Coloca un recipiente en una habitación y deja que actúe durante toda la noche. Al día siguiente límpialo. La acidez que desprende esta mezcla te ayudará a matar los hongos. Recuerda que estas soluciones no funcionarán si la fuente del problema persiste. No obstante, el vinagre con limón podría ayudarte a prevenir la aparición de hongos en zonas recurrentes.

4. Velas y flores contra el olor a humedad

Las plantas o flores, en sus especies más aromáticas, pueden ser ideales para dar un aroma delicioso a nuestra casa. Usa especies como tomillo, menta, hierbabuena o romero. Además de aromatizar tu casa, podrán ayudarte a condimentar tus platos.

Otra opción interesante es la de las velas e inciensos. Es fácil de usar. Las velas no aportan únicamente aroma, también aportan calidez e iluminación. Además, si consigues velas artesanales, estarás usando un producto mucho más natural que los típicos ambientadores.

5. Olor a humedad en la ropa

Aunque terminemos con el problema, puede que nuestros textiles sigan oliendo a humedad. Lo mejor que puedes hacer en estos casos, es agarrar las frazadas, sábanas, cortinas y demás y sumergirlas en agua con vinagre durante unas horas. Después lávalas como de costumbre. Además, si se trata de tus prendas de ropa, hay un montón de productos específicos para neutralizar olores. No te olvides de colocar saquitos de carbón activo en el clóset para evitar que esto suceda nuevamente.

Fuente: habitissimo.cl